Lo que debes saber para reparar un expositor de metacrilato

Para una empresa es fundamental mostrar sus productos de una forma eficiente, y por esto los expositores de metacrilato son una gran opción. Los mejores los puedes comprar directamente en https://www.expositores-metacrilato.es, porque allí podrás encontrar los que tienen una mejor calidad.

Sin embargo, debes tener en cuenta que en algunos momentos tu expositor podría astillarse un poco o producirse una grieta muy pequeña. Para conocer todo sobre la reparación de estos expositores te invito a que sigas leyendo atentamente este post.

¿Cómo reparar un expositor de metacrilato?

Para que puedas mantener tu expositor de metacrilato sin grietas no bastará únicamente con la limpieza del mismo. En todo caso debes fijarte en lo siguiente:

Evita apretar mucho los tornillos

Muchos modelos de expositores de metacrilato incluyen tornillos y estos podrían causar astillamiento del material si se aprietan demasiado. Debes asegurarte de que en estos casos usarás un pegamento que sea de buena calidad para evitar daños en el mismo.

Si los expositores no usan tornillos y son de un tamaño pequeño debes asegurarte de manipularlos correctamente. En caos de que se produzcan grietas muy pequeñas se podrán reparar, de lo contrario tendrás que optar por cambiar el expositor.

Uso de flúor

En caso de que se trate de una grieta de un tamaño bastante reducido podrías utilizar una lija de grano fino y pasta de flúor. Debes aplicar la pasta de flúor sobre la superficie del expositor y dejarla secar hasta que se pueda proceder a pulir con la lija para que quede en perfecto estado.

Pero, si se trata de unos arañazos demasiado profundos o si el expositor se ha roto esta técnica no ayudará mucho. Por este motivo, en estos casos lo mejor será que estés cambiando tu expositor para mantener un correcto funcionamiento adecuado del mismo.

¿Cómo se evitan más daños?

Si vas a usar la técnica anterior para reparar tu expositor, debes fijarte muy bien en no aplicarlo fuera de la zona afectada. De lo contrario, podrías provocar daños en toda la zona y eliminar el brillo de la misma, lo que hace que el expositor quede totalmente inservible para cumplir con su objetivo.

Si se utiliza de forma correcta el flúor podrá ayudar a disimular los desperfectos, y lograrás darle una mayor durabilidad al expositor. Sin embargo, si el expositor ya está en muy malas condiciones lo mejor será cambiarlo antes de que se rompa por completo.