Tipos de hosting para su seguridad

Mantener un hosting seguro es una tarea fácil cuando se cuenta con un excelente soporte que se encargue de mantener a raya la gran cantidad de virus y hackers que existe hoy en día en el internet y que perjudican el funcionamiento de las páginas web.

La seguridad en las páginas web es fundamental para mantener los datos tanto de los usuarios como los del dueño de la página en cuestión, el objetivo es proteger la información confidencial de todos de las manos maliciosas de los hackers.

¿Cuáles son los tipos de hosting seguro?

Existen varios dominios que son considerados como los hosting seguros para las páginas web, estos poseen diferencias entre sí y son los clientes los que se encargan de escoger el que más se adecúe a sus necesidades, estos dominios son:

*Hosting compartido: En este tipo de hosting, el proveedor del soporte alquila pequeños espacios a otras páginas web dentro de un mismo servidor, de esta manera se crea una red donde se comparte contenido y los recursos del hosting.

*Servidor dedicado: Este es diferente al anterior ya que es totalmente exclusivo para las exigencias de un solo cliente, esto quiere decir que no comparte alojamiento con ningún otro cliente además su rendimiento no se ve afectado por el tráfico de información.

*Servidor privado: Estos servidores son una combinación de los dos anteriores, este trabaja con los beneficios de la partición del dominio para compartir un mismo sistema pero utiliza los beneficios de un servidor dedicado.

*Servidor en la nube: Estos servidores comparten la información a través de la nube, un almacenamiento de gran tamaño que permite el alojamiento de información masiva para las páginas web que guardan documentos, imágenes, música, etcétera.

*Hosting revendedor: Se trata de la reutilización del dominio para captar a otros clientes, es decir, se obtiene un plan de hosting y este luego es revendido a otros clientes para que estos tengan oportunidad de alojar sus propias páginas web.

¿Cómo mantener un hosting seguro?

Un hosting seguro no se logra solo escogiendo alguno de los tipos antes mencionados, es importante que el asesor técnico utilice las mejores pautas para lograr la seguridad que toda página web necesita, de manera que esta esté protegida.

La utilización de un antivirus, el cambio frecuente de las contraseñas de acceso y la actualización de las aplicaciones web le garantizarán al cliente la obtención de un hosting seguro en su totalidad.